El seguro, uno de los principales gastos

El seguro, uno de los principales gastos

renting3-1

 

Tener un coche en propiedad implica un enorme gasto. Concretamente, una media de 2.000€ anuales, sin contar el importe del vehículo en sí, según el Instituto para el Ahorro y la Diversificación (IDAE), perteneciente al Ministerio de Industria. Estos 2.000€ comprenden los gastos relativos a la compra, mantenimiento consumo, seguro e impuestos (más los plazos en los que se establezca el pago del vehículo).

El seguro es uno de los principales gastos fijos que el propietario tendrá que soportar. Es obligatorio, y su precio varía mucho según la compañía, la edad del conductor, los años de carné que tenga el conductor, modelo de vehículo, cilindrada y emisiones de este; pero ronda entre ¼  y 1/3 del gasto medio anual de un vehículo nuevo. Concretamente, 378€  si se trata de un seguro a terceros básico, 426€ si se y trata de un seguro a terceros ampliado, 586€ si se trata de un seguro a todo riesgo sin franquicia y 1.053 con franquicia.

Este gasto medio es en muchos casos inasumibles para las familias, para las empresas (con independencia de su tamaño), considerando además el importe de vehículo es insoportable para sus presupuestos.

¿Qué alternativas tienen las familias y las empresas?

Por un lado está la posibilidad de comprar un coche de segunda mano. Su precio medio, según refleja el Observatorio Europeo de precios, ronda los 11.075€ según coches.net, tras siete meses consecutivos de subidas. Pero además del importe, ¿Qué más gastos son necesarios asumir?

Al no ser un vehículo nuevo, se tendrán que asumir costes fijos y variables adicionales, como son la ITV (pasados los primeros cuatro años) y un probable mayor gasto en mantenimiento y reparaciones. ¿Qué hacer para maximizar el ahorro?

–          Asegurarse de que pase una revisión a fondo y que el vehículo se encuentra en perfecto estado.

–          Realizar las gestiones relativas a impuesto de transmisiones patrimoniales, tasas por el cambio de cambio de nombre e impuesto de circulación, de forma personal.

Este coche de Ocasión, Opel Insignia 2.0 CDTI EDITION,  está disponible por 11.400€ en Arval Ocasión, con menos de 100.000 kilometros, combustible diesel y con fecha de matriculación 2009-10.

Por otro lado, la posibilidad de realizar un contrato de renting. Es especialmente ventajosa para empresas y autónomos. Una empresa de renting, ofrece un enorme ahorro económico, frente a otras alternativas, concentrando en una cuota mensual además de engorrosos trámites, todos los costes asociados a un vehículo, incluido el seguro.

La cuantía del ahorro depende de la compañía así como del modelo seleccionado. Para evaluar el ahorro que se podría obtener en relación a las compañías, hemos seleccionado el mismo modelo que para el caso de ocasión y las principales compañías de renting:

–          Arval: La oferta de Arval para este Opel Astra es de 332€ al mes + IVA, más una aportación inicial de 1368 € (+IVA), durante 48 meses y un máximo de 80.000 kilómetros anuales.

–          Caixa Renting: es para el mismo periodo (48 meses), y 15.000 kilómetros anuales es a 345€ + IVA.

–          Lease Plan Go: para un periodo de 60 meses y 15.000 kilómetros anuales, un Opel Insignia está disponible por una cuota mensual de 367€.

¿En qué hay que fijarse a la hora de elegir un renting? El precio es indudablemente la variable principal. Para este coche y con independencia de los kilómetros que se pretenda recorrer, la Oferta de Arval es la más atractiva. En comparativas más complejas hay que tener en cuenta los kilómetros que se pretenda recorrer, los meses que se desee realizar el contrato de renting, condiciones del contrato etc,..

Los gastos de tener un vehículo en renting o en propiedad, ya sea nuevo o mediante la compra de un coche de ocasión, son inevitables, son las necesidades personales y/o profesionales, así como el presupuesto y las preferencias lo que debemos considerar a la hora de optar por cualquiera de las pociones. 

3 Comentarios

Deja tu comentario